Y yo no lo sabía…

Miro atrás…para coger impulso.

Como cuando piensas en hacer esto y aquello… con toda la fuerza, con todas las ganas, con todo el cariño. Lo idealizas,  lo marcas, lo visualizas, casi lo hueles, lo conduces y casi lo tocas y casi lo palpas pero, café frío y tostadas quemadas…¿Dónde y cuándo se dio aquello que tanto deseabas y que nunca tuviste “tiempo” para materializar en todos sus matices? Los sueños tardan, pero siempre llegan con recompensa; de eso no dudes… Una vez más dejo que me baile el viento.

Hoy desayuno y os escribo desde casa. Café de cafetera italiana: el clásico de toda la vida que vuela desde la chimenea de la cafetera rebotando una y otra vez hasta mi nariz, hasta conseguir aromar más de un pensamiento obtuso. Además, como cada año y al llegar la Navidad me acompaño de las tremendas galletas de mantequilla con una cobertura de chocolate y almendra molida que están “de muerte”, típicas y de elaboración artesanal de la Confitería Sanz de mi pueblo, Puerto Lumbreras. La tradición de dulces en mi pueblo merece otra publicación. De esto os hablaré más adelante 😉

img_6339

Photo by me

Llevo tiempo sin escribir y no precisamente por falta de ganas. Tengo la coartada perfecta para encarcelar mi tiempo con pensamientos, pero también tengo la cabeza con tantos grillos que cuando quiera puedo echar a volar. Sentía que me debía unos días, me los estaba regalando… y aquí estoy de vuelta. Esta vez con la intención de estar más asidua, marcando cada historia en este blog, esas que disuelven la lejanía entre la cercanía conmigo misma. Lo que ayer fue y lo que será mañana y de entre estas dos tangentes su posición intermedia. Posicionando cada grano de arena en su debido lugar. Cada segundo es único e inmortalizarlo requiere de extraordinaria atención.

Esta semana despedimos el 2016 y personalmente dejo en el asfalto parte del neumático e historias que dieron para más de una canción. Todo un año de punta a punto y finalizando el trayecto con un diciembre acuoso entre Pamplona, Avilés, Ourense, Ponferrada, Oviedo y volviendo a mi Murcia natal.

Ir descubriendo cada parte de sus paisajes y personalidades llevó horas y horas deteniéndome en el látigo del viento, calándome de lluvia que moja pero no cala, y que cala pero no moja. Sintiendo cada rayo de sol…lo que sucede dentro y fuera de mí. Memoro a las PERSONAS que mostraron en mí el reflejo de luz y por supuesto, de oscuridad. Porque de la oscuridad aprendo a conocerme, a sanar mis fallas, mis recodos ocultos, mis pequeños pecados que hasta yo misma desconocía. Mis miedos destapo en la imagen que no quiero ver, ni reconocer, ni aceptar. Y a los que irradiaron luz… se abrazan y agradecen, se cuidan… eso lo aprendí.

De los MOMENTOS me quedaría con miles que ahora mismo no recuerdo, pero que guardo en mí, y en vosotros si mes estáis leyendo. Ha sido un año INTENSO en todas sus vertientes. He viajado a través del tiempo más con mi guitarra que con el coche y he testado con mi voz más de un firmamento, sintiendo vuestro aplauso como el eco más profundo que retumba en mi memoria animándome a seguir… Y aunque dicen que nunca hay dos momentos iguales, como última instancia retrocedería no hay duda hasta donde mi mente llega hoy mismo; al inicio de este último viaje, de principio a fin y de fin a principio. Retrocedería otra vez para volver a vivir el mismo trayecto Madrid-Pamplona, de eso no hay duda Alberto. En mayúsculas y sin punto y final; el resto lo guardo para mí. Hay “conoceres” que se pausan en el tiempo y te orientan el sendero.

img_6272
Photo by me

Paseando en horas muertas por sus calles, con su niebla, con su frío y sencillez…Pamplona recibía mi noche con luces al centro, encandilada en su dislumbro y yo, sorprendida en gran medida por la calidad de su aplauso. Leyendo a Saramago al desayunar entendía que su ceguera no aludía simplemente al plano político, eso pienso yo. Abordar el caos producido por una inédita plaga de ceguera repentina que abate a un círculo no identificado tiene su cara positiva en crear en tu mente lo que no puedes ver. Soñar es tan necesario como vivir a pies anclados a la tierra del presente, porque los sueños tienen su raíz en el presente y su futuro depende de la intensidad con la que se siembren. Y como en todo, mi sueño es intenso y aunque nunca espero lo que no tengo sí que deseo mis sueños. Porque creo en ellos y en su magia. Siempre lo digo, materializar sueños es posible… Aunque hoy os confieso que hay días que lo afirmo, otras que lo niego, otras que lo interrogo y otras que lo exclamo. Los grandes opuestos que dan forma a todos los paisajes del camino.

Y si tengo que contarte algo de música puedo escribir que compuse trozos de mí que aún no quiero contar, que como canción del mes y resumiendo mi estado escogería The Blower’s Daugther de Damien Rice y que además, esta semana descubrí a Gaby Moreno en su último albúm “Ilusion”. De estas veces que piensas, o mejor digo, que sientes un ¡necesitaba encontrarte!

Además, en el camino encontré antiguas canciones que creí dar por perdidas, aquellas que décadas atrás tan solo sonaban por momentos en anuncios televisivos, momentos fugaces, efímeros, de intensa ilusión en los que atrapaba más el oído que el propio mensaje publicitario. Momentos de tecla “Record” y Walkman grabando en su cinta indecisamente, con el miedo de estar borrando encima otra canción, previamente grabada el día de antes. Mi infancia se vio destacada en parte por el tono atemporal de Mike Oldfiel de entre otras que ni yo consciente recordaba, ni recuerdo. Y la pregunta esta vez era… ¿Dónde has estado todos estos años? ¡Necesitaba encontrarte! Y como decía aquella conocida canción de Elefantes… “y yo no lo sabía”.

_dsc6729
Photo by Walter Rodriguez

Gracias de corazón a todos los que acompañaron mi viaje durante este 2016. Todos los pasos pulen el sendero. TODOS.

“Dicen que no es como empieza, es como acaba.”

Despido mi 2016. 

¡Feliz 2017!

Os veo y os cuento…

Amarela // http://www.amarelamusic.com 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s